OPC: ¡a su salud!

Una molécula que le hará bien

Los polifenoles son una de las grandes familias de moléculas del reino vegetal. Se encuentran, por ejemplo, en las plantas, las frutas y las verduras y se conocen más de 500 tipos diferentes, como los oligómeros procianidólicos (OPC) presentes en las semillas de uva, que tienen asombrosas propiedades. Gracias a su singular estructura, aportan beneficios excepcionales a todo el organismo. Sin embargo, su extracción, especialmente en el caso de los OPC de baja masa molar, cuya biodisponibilidad es mayor, requiere una tecnología y unos conocimientos muy específicos.

null

Venotónico

Se han puesto de manifiesto los efectos vasculares de los OPC procedentes de las semillas de uva (Vitaflavan®) que traducen su actividad vitamínica P (C2)
y mantienen en buen estado las paredes de los vasos sanguíneos, cuyo componente fundamental es el colágeno. Los OPC de las semillas de uva (Vitaflavan®) forman complejos con el colágeno y garantizan su estabilidad;
de esta manera se mantiene el nivel óptimo de permeabilidad parietal.

null

Expresión de los genes

Vitaflavan® puede ejercer una acción sobre el organismo al activar ciertos genes. La nutrigenómica/metabolómica ha permitido demostrar que Vitaflavan® activa el gen SIRT 1 en el hígado, que permite aumentar las sirtuinas y el NAD+, que participan sobre todo en el control del envejecimiento celular y la prevención de una acumulación dañina de triglicéridos en el hígado.

null

Antioxidante

El estrés oxidativo es una de las principales causas o un factor agravante de varias patologías. Los procesos de oxidación en el organismo forman parte de su funcionamiento normal: nuestro cuerpo produce sus propios antioxidantes (glutatión, SOD…) para protegerse de los efectos nefastos de las especies de oxígeno reactivo (EOR).
Hablamos de estrés oxidativo cuando las defensas naturales del organismo se encuentran saturadas y en esas circunstancias los EOR pueden atacar a las moléculas esenciales (LDL, ADN…) y destruirlas o degradarlas. Nuestra alimentación también nos aporta antioxidantes útiles, como la vitamina C, la vitamina E y algunos polifenoles, tales como los OPC, que son extremadamente potentes y eficaces para luchar contra el estrés oxidativo.
Vitaflavan®, concentrado de OPC, ayuda al organismo en su combate contra las fuerzas oxigenadas del mal.

Vitaflavan® ayuda a sentirse mejor

Vitaflavan® ayuda a mantener la integridad de los vasos y los capilares sanguíneos.

Un panel de 200 personas elegidas a partir de criterios de insuficiencia venosa (tobillos, pantorrillas y pies hinchados, dilataciones superficiales de los vasos capilares, hormigueos, dolores, calambres nocturnos) recibieron 150 mg de Vitaflavan® durante 30 días (una tableta por la mañana).

La efectividad de Vitaflavan® sentida desde el 7.° día de tratamiento

Después de solamente 15 días de cura, 3 de 4 pacientes declaran percibir los primeros efectos beneficiosos.

  • Estos primeros efectos se sienten en medida detrás del 7.° día (un 90% en menos de 10 días).

Las piernas están más ligeras y los calambres menos numerosos. Al día 30, los dolores en las piernas y los pies se mejoran mientras que los despiertos nocturnos desaparecen.

La efectividad de Vitaflavan® disminuye por dos el nivel de malestar vinculado con el síndrome de piernas pesadas

  • Entre el día 0 y el día + 30, el nivel de malestar disminuye de un 58% con un efecto en el estado de salud general y el bienestar : 7 de 10 pacientes afirman que su situación se mejoró de verdad.
MODO DE CONSUMO

Recomendaciones de uso y dosificación

Vitaflavan® se presenta en forma de polvo marrón soluble en agua y alcohol. Su composición óptima en procianidinas de baja masa molar garantiza una alta biodisponibilidad en el cuerpo humano.

La dosis diaria recomendada es de 60 a 120 mg repartidos en dos tomas. Vitaflavan® está presente en la composición de:

COMPLEMENTOS ALIMENTARIOS

Pastillas, grageas, cápsulas, pastillas blandas, barritas para rehidratar, gominolas…

ALIMENTOS FUNCIONALES

Barras, compotas, chocolate…

BEBIDAS FUNCIONALES

Aguas, tés, cafés, zumos…